Entradas

Mousse de requesón y yuzu con gelatina de miel

Mousse de requesón y yuzu con gelatina de miel

Ingredientes:

Para la mousse de requesón:

250 gr de requesón
125 gr de leche entera
2 huevos
80 gr de azúcar de abedul
4 gr de gelatina en hoja (2 hojas)
Cáscara de yuzu confitada a gusto


Para la gelatina de miel:

130 gr de miel
100 gr de agua
4 gr de gelatina en hoja (2 hojas)

Para la base:

Nueces, frambuesas y miel.

Elaboración:

1. Gelatina de miel:

Hidratar las hojas de gelatina en un bol con agua muy fría.

Poner un cazo al fuego con el agua y la miel hasta que se disuelva bien

Una vez templado, incorporar las hojas de gelatina bien escurridas y mezclar  con unas varillas.


Disponer en un recipiente y poner en la nevera hasta que gelifique

2. Preparación base de nueces y frambuesas.

En una sartén disponemos las nueces, frambuesas y una cucharada de miel, calentamos hasta que las frambuesas se reblandezcan ligeramente, repartimos en los vasitos.

3. Mousse de requesón:


Hidratar las hojas de gelatina en un bol con agua muy fría, reservar.

En otro bol ponemos el requesón y batiremos con las varillas manuales hasta que quede ligero, tipo una crema.

Montamos las claras a punto de nieve suave con el azúcar de abedul y reservamos en la nevera


 En un bol mediano batimos las yemas ligeramente, reservamos.


En un cazo llevar a ebullición la leche y las cascaras de yuzu confitadas a trocitos muy pequeños. Verter el líquido caliente, sobre la mezcla de yemas. 

Cocine todo junto, a fuego suave, como una crema inglesa, hasta los 82ºC.

Apagar el fuego, y añadir la gelatina, a la crema caliente, para que se disuelva. 

Colar la mezcla sobre el requesón, mezclar.

Añadir las claras que teníamos reservadas y mezclar con la ayuda de una espátula delicadamente con movimientos envolventes.

MONTAJE:

En el fondo del vasito disponemos las nueces y frambuesas.

Repartimos la mousse de requesón y como último paso repartimos a gusto la gelatina de miel que previamente habremos cortado a cuadraditos

Tapamos col film y reservamos en la nevera unas 4 horas antes de su consumición.